Podrían llegar a haber muchos motivos por el cual podrías estar cansada. Por mencionar varios casos, puede ser por agotamiento físico, ya sea por que has hecho mucho deporte o ejercicios. Además, puedes sentirte agotada emocionalmente por alguna preocupación que tengas en mente. Sin embargo, cabe señalar, que hay otra razón por la cual podrías estar cansada. A saber, que tu alma lo esté.

10 señales por la que tu alma esté cansada

No hay que ignorar las señales que se presenten cuando un alma está cansada. Pero, ¿Cómo saber cuáles son esas señales? A continuación, observaras cuales son estas 10 señales del por qué tu alma está cansada.

El dormitar

Durante todo el día piensas en dormir, tomar la siesta, te engañas al decir que te acostarás un rato. Aunado a esto, resulta ser que duermes por horas, te cuesta levantarte de la cama. Asimismo, es una lucha constante y permanente en abrir los ojos y terminar con el sueño que tienes. Igualmente, en las mañanas, es una batalla para levantarte y hacer tus quehaceres.

Dolores en el cuerpo

Muy seguido empiezas a tener dolores en el cuerpo entero. Por ejemplo, te puede doler la cabeza por horas, los músculos, las articulaciones y dolores de estómago. Además, puedes sentir mareos y visión borrosa. Inclusive, podrías llegar a sufrir dolores de cabeza sin ninguna razón aparente del por qué el dolor.

Confusión de  identidad de uno mismo

Cuando los demás empiezan a notar algo raro en ti y te preguntan ¿Qué te pasa? Resulta ser que no puedes responder a esa pregunta ya que caes en un vacío donde no puedes pensar lúcidamente. También, ni tú sabes quién eres realmente, estas confundida y se te hace imposible saber la respuesta.

Desorientación

Frecuente mente te sientes desorientada, sin rumbo al caminar, ya que tu mente y tu cuerpo están desconectados entre sí.

Las emociones se intensifican

Todo lo que pasa a tu alrededor empiezas a pensarlo una y otra vez, a darle vueltas en la cabeza. Sumado a lo expuesto, por lo general  a las conclusiones que se llegan son negativas.

Ataques de pánico

Esto se presentará cuando ya se lleva un tiempo considerable con esta condición y puedes sufrir estos ataques de pánico.  Asimismo, sentirás una ansiedad tan fuerte que será crónica.

Sentimiento de soledad

Esto será algo tan intenso que cuando aun así estas rodeada de gente te sientes sola, sin compañía. Además, hasta las personas que demuestran que te quieren puedes llegar al punto de cuestionarlas y dudar de ellas. Por lo tanto, no confiarás en nadie.

Pensamientos oscuros y malsanos

Estos pensamientos serán amargos, oscuros, sin propósito, celos y enojos sentirás frecuentemente. También, sentirás resentimiento de cualquier cosa que suceda a tu alrededor. Por lo tanto, si te caracterizas por ser una persona cariñosa y dadivosa, llegarás a sentir dolor en tu corazón.

Debilidad

Tu cuerpo empieza a sentirse débil, cualquier movimiento te agotará.

Pensamientos de inseguridad

Estos pensamientos es especialmente cuando te proyectas a un futuro y te llenas de incertidumbre y pavor.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: