Es impresionante tener claro que nuestro cuerpo en cierto sentido es inteligente. Pero ¿Por qué se puede afirmar dicho comentario? Cuando, el cuerpo detecta que algo va mal este envía señales que el organismo no está del todo bien. Por lo tanto, el cerebro detecta que algo está mal y ahí es cuando nos damos cuenta que no estamos bien.

10 señales que indican que el nivel del azúcar en la sangre está muy alta

Para los que no sepan la sangre contiene azúcares como carbohidratos y glucosa, por lo que esta ofrece vitalidad. Asimismo, le da energías a los órganos y a las células del cuerpo. Sin embargo, puede suceder que se descontrole el nivel de la azúcar en la sangre. Pero ¿Cómo puede saberse este hecho? A continuación se explicarán 10 pistas que se da para demostrar dicho caso.

Hormigueo y ardor

Al tener escalofríos en los pies, la cadera, las piernas y los dedos, hay hormigueo en mencionadas partes del cuerpo. Cabe señalar, que dicho síntoma puede hacer sentir a la persona que no puede tener las piernas tranquilas.

Siempre con hambre

Sin niveles acertados de glucosa en la sangre puede hacer sentir a la persona que siempre tiene hambre. Esto conlleva a que el azúcar en la sangre frecuentemente esté aumentando y empeorando la situación.

Micción demasiado fuerte

La persona promedio debe orinar en un lapso de 24 horas de entre unas 4 a 7 veces. De lo contrario, las personas que poseen la enfermedad conocida como diabetes orinan más frecuentemente. Por lo tanto, tienes que ir más seguido a orinar. De hecho, si orinas mucho, puedes llegar a sentir más sed de la normal.

Además, si se bebe más agua se duplicará las ganas de ir más al baño a orinar.  Aunque parezca que estas hidratado, tu boca permanece seca la mayor parte del tiempo. Además, hasta la piel puede empezar a picarte más de lo acostumbrado.

Mucha sed

Los niveles altos de azúcar son los responsables de dar la sensación de sed aún más prolongada. Sumado a lo expuesto, si se bebe muchos vasos de agua seguidos, aun así no se sacia la sensación de tener sed. Esta es otra consecuencia del tener los niveles del azúcar muy altos.

Ganancia o pérdida de peso sin motivo al parecer

Al momento de que el cuerpo no obtiene el azúcar necesario, este empieza a quemar la grasa. Asimismo, también quema la vitalidad del músculo, por lo que esto puede indicar que puede bajar de peso como aumentarlo.

Letargo y agotamiento

Las células necesitan insulina para adquirir de los alimentos convertidos en glucosa nutrientes que aportan energía al cuerpo. Por lo tanto, cuando el cuerpo no produce la suficiente insulina o las células se resisten a ella glucosa sufre. Pero ¿En qué sentido? Esta no puede entrar en ellas, por lo que conlleva a que no tenga energías.

Dificultad para concentrarse

La mente y el cuerpo se descontrolan y se encuentran en constante desequilibrio. Además, los niveles altos de azúcar afectan a la memoria. Igualmente, afectando así a la persona que se le olviden hasta las cosas más básicas. Asimismo, al enfocarse en un deber o tarea resulta muy difícil realizarla, por lo que genera estrés y ansiedad.

Por consiguiente, si te dedicas a hacer algo, tu mente no puede hacer una sola cosa a la vez. Más bien, necesita hacer muchas cosas al mismo tiempo, por lo que en ninguna de esas actividades se realizan correctamente. Pero ¿por qué? Porque en ninguna de ellas se está concentrado.

Dificultan en cerrar heridas

La alta cantidad de glucosa en la sangre hace que se dañen las fibras nerviosas. Por lo tanto, un corte o golpe puede tardar mucho tiempo en sanarse.

Vista borrosa, inestabilidad

Estas dos cosas no se deben ignorar de ningún modo y más aún cuando surge de repente. Por consiguiente los niveles altos de azúcar pueden ser el porqué de determinados síntomas.

Vómitos y náuseas

Las cetonas ocurren en el organismo cuando el cuerpo recurre a la quema de grasa. Cabe señalar, que las cetonas se pueden acumular en la sangre a niveles muy peligrosos. Por lo tanto, estas pueden hacerte sentir mal del estómago y causarte náuseas y hasta podrías llegar a vomitar.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: