Las opciones de vivienda han cambiado con los avances tecnológicos. Ahora existe un sistema nuevo italiano, que está causando furor. En solo 6 horas es posible tener un espacio donde vivir, a menos de 30.000€.

Una nueva forma de vivienda

M.A.D.I, estas son las siglas que acompañan a un sistema versátil de vivienda desplegable. En italiano se le conoce como “modulo abitativo dispiegabile”. Es un nuevo método que está solucionando los problemas de vivienda de miles de usuarios.

Estas construcciones son sólidas e incluso resisten a movimientos telúricos. Ofrecen la posibilidad de adquirir una práctica vivienda, bien sea temporal o permanente. Y lo más ventajoso es el tiempo de entrega de la vivienda, tan solo dos días para recibirla.

Las viviendas modulares de tipo desplegable se pueden personalizar a gusto del cliente. Las hay de diversos tamaños y variedad de materiales. Su construcción se realiza en unas 6 horas y en dos días está lista para ser habitada.

Como no está fabricada con cemento, el costo de la vivienda es mucho más bajo que las habituales. Además, su forma de ensamblaje permite la ampliación futura, a través de la unión de módulos.

Ventajas de una vivienda plegable

El exterior de la vivienda es muy parecido al de las fabricadas con cemento. De hecho, puede ser tan sólida como una de estas. Ahora bien, su interior es lo que destaca y la diferencia de las demás formas de vivienda.

Uno de los aspectos que más destacan de estas viviendas es lo que ecológico que son. No generan un impacto en el entorno que agrave las condiciones ambientales. Esto es así, pues no es necesario construirla sobre un cimiento.

Su interior es moderno, pero genera la calidez que se espera en un hogar. Sus espacios bien distribuidos están pensados para generar el mayor aprovechamiento de los mismos. Aunque su versión más básica es de unos 26m2, puede llegar a los 100mt2.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: