La berenjena es una planta de fruto comestible, y contiene muchos beneficios. Por ejemplo, vitamina A, B1, B2, C y E. Sin embargo, este fruto no es solo medicinal sino también puede combinarse con otros alimentos para disfrutar más su sabor. Se mostrarán algunas recetas para deleitarse al comerlas.

Receta de berenjena con pollo y queso

Las berenjenas se caracterizan porque siempre triunfan en la cocina, son exquisitas y fáciles de preparar. Tiene como ventaja, que puede combinarse con una diversidad de alimentos e ingredientes. Para tener una berenjena rellena de queso y poyo, se deben tomar los siguientes pasos.

  1. Asegurarse que la berenjena no sea demasiado grande pero si demasiado firme.
  2. La circunferencia general deberá tener forma de pera y su longitud de pepino.
  3. Luego se deben cortar en 2 trozos por la mitad colocándole aceite de oliva y sal.
  4. Después deben ser asadas (180° centígrados de calor arriba y debajo).
  5. Finalmente, esperar 10 a 15 minutos para que terminen de cocinarse.

Ingredientes para la berenjena

Sin los ingredientes sería imposible disfrutar del sabor de este rico alimento. Por eso, la clave está en estas sustancias que se usan como mezcla para preparar las berenjenas. Los cuales son 4 solomillos de pollo, o tal vez una pechuga grande. 5 rebanadas de queso tierno (conocido como queso blanco y fresco) y el aceite de oliva y sal.

Una vez que las berenjenas estén terminadas, se proceden a vaciarlas, quizás con una cuchara para hacerlo. Se debe realizar con mucho cuidado para no romper la piel de la hortaliza.

Por eso, el relleno que se encuentra alrededor de la berenjena se conserva. Finalmente, se fríe el pollo y el queso y se coloca en la berenjena. Después se meten al horno a 200°, y cuando el queso esté fundido, ya se puede sacar del horno y comenzar a comer.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: