Jamás lamentes envejecer, es un privilegio negado a muchos

0
127

Envejecer, además de un privilegio, es un regalo, arrancar hojas del calendario y sumar canas, además de cumplir muchos años, debería ser un principal motivo para estar alegres por el simple hecho de seguir con vida y por lo que supone llegar a esa edad.

La vida y el tiempo van de la mano

Vivir tiene una peculiaridad que a medida que pasa el tiempo, el rostro demuestra cambios como arrugas y en algunas ocasiones unos que otros achaques. Todo esto es reflejo de la vida, y además de ser una molestia, deberías sentirte orgulloso por tan gran privilegio.

Siempre debemos mostrar agradecimiento

Todos los días debes dar gracias por tener la oportunidad de estar vivos, y seguir cumpliendo años. Gracias a la vida, podemos compartir buenos momentos con las personas que más queremos, además, disfrutamos de muchos placeres que hacen nuestra vida más liviana. Enfócate en dibujar sonrisas y construye una presencia de un mundo mejor.

Las arrugas recuerdan de donde han salido tantas sonrisas

Las arrugas y las canas son un buen reflejo de la edad sumándole las sonrisas en nuestro rostro, cuando comienzan a aparecer en el cuerpo, nos damos cuenta de lo corta que es la vida. Se va como una estrella fugaz.

No te sientas incomodo ni molesto, recuerda que tu edad debería ser un motivo de alegría. Como es posible sentirse triste teniendo la oportunidad de seguir cumpliendo muchos años más.

El miedo de muchas personas a envejecer se debe a sentir discapacidades respecto a algunas labores, muchos piensan que la vejez es como un castigo, otros lo ven como algo humillante o despectivo. Mirar los años atrás, y plantear cada situación vivida, hará que los recuerdos vuelvan a hacerte sentir con fuerza de volver a intentarlo una vez más.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese:

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here