Existen tres tipos de personas con respecto al trato con los animales. Primero, están los que verdaderamente aman a sus mascotas, ya que las ven como uno más en la familia. Segundo, las que lo ven como perros guardianes y las alimentan, pero no les dan amor ni tiernos cuidados. Y por último, las que simplemente no les agrada pasar tiempo con ellos porque no les gustan los animales.

Opiniones de muchos con el trato hacia los perros, pero cómo merecen que los tratemos

Muchos piensan que pasar tiempo con los animales, especialmente los perros, es una pérdida de tiempo y dinero. Asimismo, al momento de que ellos ven a alguien que los trata como si fueran hijos suyos hasta los critican. Además, hay quienes opinan que no hay que verlos como amigos, más bien, como animales que tienen que obedecer órdenes.

También, piensan que actos de cariño, amor, el consentirlos, quererlos y esmerarnos por su bienestar, son acciones exageradas. A pesar de estos puntos de vista, los perros merecen todos estos cuidados y son parte de la familia. Cabe señalar, les gusta mucho admirar a su dueño como un líder, pues no están muy lejos de parecerse como niños. Pero, ¿Por qué se puede estrechar tanto la relación entre un perro y su dueño? La respuesta lo da la ciencia.

¿Por qué un perro se puede encariñar tanto con una persona?

En Japón, se ubica una universidad en el que el departamento de Ciencia animal ha estudiado este hecho. También se ubica el departamento de Biotecnología. Pues bien, este par de departamentos, ha estudiado el por qué una persona puede sentir tanto cariño por un animal. Afirman, que el cerebro no termina de definir el tipo y el nivel de oxitocina liberada por cada quien. La oxitocina es la hormona que se libera en el cerebro cuando hay una relación afectiva.

Asimismo, cuando se tiene una relación afectiva con un perro el cerebro libera oxitocina de forma involuntaria. Además, según científicos Japoneses, dicen que no hay una diferencia entre la oxiticina liberada por los hijos y por perros. Siguen mencionando, que el vínculo que se estrecha entre el perro y su dueño es por la mirada. Igualmente, por la forma en que lo mires, lo acaricies y le hables hará sentir al perro querido.

COMPÁRTELO CON TUS AMIGOS:

Quizás te interese: